Colchones de espuma

Los colchones de espumación son una alternativa de confort óptima. Esta clase de colchones conservan durante más tiempo su forma original, sin deformarse. Las espumas resultan higiénicas, aislantes del calor y el frío y confortables. Los colchones de espuma son los idóneos para gente con sobrepeso y problemas vertebrales. Los colchones de espuma resultan económicos, versátiles, se pueden colocar sobre cualquier superficie y tipo de cama, incluso sobre el suelo. 

Leer más...

Colchones de espuma baratos de calidad

La virtud de estos colchones es su adaptabilidad. Poco a poco se moldean al cuerpo hasta conseguir la postura deseada por lo que resultan muy cómodos. Otra de sus ventajas es que no emiten de ruido, así no escucharás los muelles cada vez que te muevas en la cama.

Además son un aislante tanto del frío como del calor y más higiénicos, porque evitan la acumulación de ácaros y humedades. Es un material que se ventila con rapidez.  Como el resto de modelos de colchones, se recomienda cubrirlos con una funda y cambiarla de vez en cuando.

Guía para comprar colchones de espuma  

A la hora de comprar un colchón de espuma, la densidad es el factor a tener en cuenta, porque expresa la calidad del colchón. Esta no puede ser inferior a 30 Kg/m3 ya que, de ser así, tendría menor durabilidad. Por otro lado, es importante fijarse en la cantidad de resiliencia. Esta es la capacidad de rebote y elasticidad de la espuma. Un alto rebote (resiliencia) evitará que no nos sintamos hundidos y el colchón no resulte tan duro.

Colchones de espuma para todas las necesidades de descanso

En la elección de la espuma habrá que contar con las características de las personas que lo usarán, su peso, el tamaño y otros factores: cuanto mayor densidad, mayor dureza y altura. Para controlar la sensación de calor, hay que observar el nivel porosidad del producto, pues indica la cantidad de aire que pasa a través de la espuma.

Los colchones de espuma son modelos clásicos que, a pesar de su aparente sencillez, gracias a la moderna tecnología de materiales ofrecen a los consumidores modelos de altas prestaciones.

Los colchones de espuma se elaboran con poliéster o poliuretano. Las diferentes líneas se distinguen por la densidad de su espuma y su calidad. Se considera una densidad mínima aceptable de 25 Kg./m³, con un espesor entre 18 y 20 cm.

Mayor densidad implica más resistencia del colchón y calidad. La cantidad de capas de espumación influyen en la altura y firmeza del colchón. Entre la gama de productos fabricados con este material, existen modelos en los que se combinan espumaciones de diferentes materiales, entre los que destacan las transpirables o los de alta densidad.

No es recomendable apoyar los modelos de espumación sobre bases rígidas o tapizadas sin perforaciones, pues no favorecen la transpiración.

Ventajas de los colchones de espumación:

  • Los materiales actuales se elaboran con compuestos que les aportan la duración y firmeza de la que carecían los modelos de décadas atrás.
  • Son compuestos que tienden a conservar su forma original ante el hundimiento.
  • Su variedad de calidades y firmezas es tal que un colchón de espuma de gama alta ofrece similares prestaciones que un modelo de muelles de gama media.
  • Resultan más económicos que los colchones elaborados con otros materiales. La relación calidad precio se optimiza si se tiene en cuenta también la mayor longevidad de estos modelos de espuma.
  • Las espumas HR de alta resiliencia, en comparación con los demás materiales, permiten una mejor transpiración y, en consecuencia, resultan más higiénicas para el usuario.
  • Son los modelos de colchones ideales para aquellos usuarios con sobrepeso, problemas de espalda, o que deseen dormir sobre una superficie mullida.

Colchón de espuma con grafeno

Materiales como el aloe vera y el grafeno, incorporados a los colchones, aseguran una adecuada ventilación y cuidado de la piel.

El grefeno es un material que, incorporado a la superficie viscoelástica, disipa el calor que desprenden estas superficies. El añadido de grafeno resulta útil para que el colchón sirva para los meses calurosos sin aportar calor al durmiente. También resulta muy útil en casos de personas muy calurosas o que deban permanecer mucho tiempo en la cama.

El equilibrio térmico consiste en que el material convierte la zona de contacto del colchón con el cuerpo en un área hiper-conductiva, por lo que inhibe la convección del calor y lo disipa. Lo recomendable para optimizar la transpiración es apoyar estos colchones de espumación sobre somieres de láminas.

Características importantes a la hora de comprar un colchón de espuma

Los colchones de espuma poseen un núcleo elaborado con distintas zonas cuya firmeza se adapta a cada zona del cuerpo del durmiente, e incluso existen modelos con una firmeza distinta en cada cara del mismo colchón.

El interior consta de varios canales de aireación, que ofrecen un descanso sin excesiva sensación térmica, y con ergonomía. Cuando se combina la espuma con material viscoelástico y componentes como el grafeno y el aloe vera, se multiplican las cualidades del producto.

Son colchones con firmeza, sin llegar a la del cochón de muelles, pero sí ofrecen descanso firme y adaptable al físico del durmiente. También son los modelos más higiénicos del mercado, pues en el proceso de fabricación reciben tratamientos antiácaros, antibacterias y antihongos que perduran el resto de la vida útil de la espuma.

Resiliencia de la espuma

Existen infinidad de clases de espuma, con diversas, calidades y durezas de espumación. Aunque es un material tendente a hundirse por su naturaleza, las nuevas espumas HR de alta densidad (high resislence, eliocel, duocel o biocel) resulta con tal resistencia al hundimiento, que sus características son comparables a las de un colchón medio de muelles.

Se considera una espuma de buena calidad aquella que ofrezca un porcentaje de resiliencia superior al 40%. Los modelos elaborados con espuma de poliuretano muestran una resiliencia variable entre porcentajes del  40% y el 70%.

Si figuran en la etiqueta del producto las sigas HR, o High Resilience, siginfica que el porcentaje de rebote del material supera el 45%.

Preguntas frecuentes sobre colchones de espumación

¿Dónde comprar colchones de espuma baratos?

Top Dormitorios te permite combinar el mobiliario de descanso y la ropa de cama según tus gustos personales gracias a que fabrica sus productos. Si requieres algún modelo con especificaciones especiales, pedirlo a Top Dormitorios equivale a pedirlo al fabricante, con el consiguiente ahorro en el precio de los productos, pues siempre se venden con margen de fábrica. También puedes contar con Top Dormitorios para el envío de tu pedido sin coste alguno.

¿Los colchones de espuma son reversibles?

La mayoría de modelos de colchones de espumación se elaboran con ambas caras útiles, y resultan aptos para dormir en ambos lados en verano e invierno. Las precauciones de mantenimiento son las habituales: voltear el colchón una vez cada mes, e intercambiar los lados asignados al reposo de los pies y la cabeza.   

¿Cuál es la duración de un colchón de espuma?

Los colchones de espumación se elaboran con espumas de diferentes densidades, dureza y resiliencia. Cuanto mayor resiliencia presente el material, mejor se adaptará a los movimientos del durmiente y se incrementará la duración del producto. Niveles inferiores a 30 kg por m3 no ofrecerían al usuario una durabilidad adecuada. Un colchón debe ser renovado aproximadamente tras una década de uso. Recomendamos utilizar la funda de para preservarlo de manchas y polvo.

¿Cuándo elegir un colchón de espuma o de muelles?

Existen colchones de espuma con cuidados especiales y diferentes durezas para personas con dolores específicos de espalda. Combinados con una base de cama o base tapizada de calidad, y una almohada que se ajuste a tus necesidades, conseguirás el mejor descanso a un precio  competitivo. Elegir entre uno y otro es cuestión de gustos y del uso que se le va a dar al colchón y la vida que se espera de él. 

926 84 08 58 (L-D de 8.30 a 23h)